diumenge, 20 de novembre de 2011

Desembarazarse

Membranas elásticas que se quiebran y cefaleas que arrasan con todo. Surgen en mitad de la noche y te pueden joder un concierto. Te joden todo el día siguiente y no puedes hacer nada más productivo que presenciar como transcurre la vida para los demás, porque hoy eres álamo.
La preceptiva del desembarazo se enardece sobre los jóvenes pilares.  Se es más devoto y más enfermo de la exhibición continua que es la vida. Hasta tus amigos son cómplices de ello. Todo se vuelve cada vez más simple, antaño helíade.